Tumulto frente a un estadio deja un muerto y varios heridos en Irak

Noticias

Una persona murió y «decenas» resultaron heridas el jueves (19) en unos disturbios ocurridos a las puertas de un estadio de fútbol en Irak, donde se disputa la final de la Copa del Golfo, informaron fuentes médicas y de seguridad.

Miles de aficionados sin entradas se han congregado desde el amanecer ante las puertas del estadio de Basora (sur) con la esperanza de ver el partido entre Irak y Omán, que está previsto que comience a las 19:00 horas.

«Hay un muerto y decenas de heridos leves», dijo una fuente médica, que pidió el anonimato.

Un funcionario del Ministerio del Interior confirmó el balance, explicando que la aglomeración se debía a «un gran número de aficionados, en particular personas sin entradas, que se habían reunido desde por la mañana e intentaban entrar» en el estadio.

Según un fotógrafo de la AFP que se encontraba en el complejo deportivo, las puertas estaban cerradas en el momento de la reyerta. Dijo que oyó las sirenas de varias ambulancias que llegaban para ayudar a los heridos.

En las fotos publicadas en las redes sociales se puede ver cómo un mar humano intenta llegar al estadio.

El Primer Ministro, Mohamed Chia al-Soudani, anunció que se dirigía al lugar, según un comunicado de su oficina.

Presidió «una reunión de urgencia en presencia de algunos ministros y del gobernador de Basora», organizada «para discutir medidas especiales para la 25ª final de la Copa del Golfo», según la misma fuente.

El Ejército iraquí pidió, en un comunicado, que los iraquíes «respeten las instrucciones» relativas a la seguridad en el acceso a los estadios, con el fin de «clausurar el campeonato de una manera civilizada que honre a Irak».

Este país, sacudido por cuatro décadas de conflicto, apostó fuerte por la 25ª Copa del Golfo en Basora para recuperar su imagen, tras años sin poder organizar partidos internacionales debido a las condiciones de seguridad.

la primera vez desde 1979 que la Copa del Golfo, prueba que se celebra cada dos años, tiene lugar en suelo iraquí.

Diversos problemas logísticos han empañado el torneo desde la ceremonia inaugural, hace quince días. Se ha impedido la entrada a miles de aficionados, algunos de ellos con entrada, y a periodistas debidamente acreditados, sin ninguna razón precisa.

El torneo reúne a ocho países (Irak, Kuwait, Omán, Arabia Saudí, Bahréin, Qatar, Imen y Emiratos Árabes Unidos) e Irak ha logrado clasificarse para la final, que disputará el jueves contra Omán.