Enfadado por la tarjeta: vea las veces que Neymar subió a la red para quejarse

Noticias

El jugador brasileño Neymar, que milita en el París Saint Germain, acudió a las redes sociales para quejarse de la actitud del árbitro del partido entre el equipo francés y el Maccabi Haifa, en la fase de grupos de la Liga de Campeones. En el partido del miércoles (14), recibió una tarjeta amarilla por celebrar su gol con la tradicional mueca que suele hacer -incluso en las campañas publicitarias, como la presentación de la nueva camiseta del PSG-.

La actitud del árbitro Daniel Siebert provocó las quejas de Neymar, que escribió en la web: «El fútbol es cada vez más aburrido». Sin embargo, no era la primera vez que el delantero brasileño utilizaba las redes sociales para quejarse de lo que considera una «persecución» de los árbitros.

En otras ocasiones, ha criticado el VAR y las tarjetas que le han sacado de partidos importantes, como las finales de liga.

Neymar se desahoga en las redes sociales

El internacional brasileño también utiliza las redes sociales para desahogarse de las críticas de la prensa y a menudo envía mensajes con mensajes crípticos.

En 2018, por ejemplo, cuando su actuación fue criticada por el diario francés «Le Parisien», Neymar publicó: «¡Va a dar! Aunque haya una multitud en tu contra, aunque algunos echen agua sobre tus planes y sueños, aunque pongan el pie en tu camino sólo para retrasar tu marcha, créeme, nadie puede impedir que Dios te bendiga».

En 2021, la estrella de la Seleção cuestionó la poca importancia que se le ha dado a sus esfuerzos por recuperarse de una lesión en el aductor del muslo. Reflexionando sobre la actitud de la prensa en general, opinó: «Sólo publican lo que vende, ¿no? Y lo que vende es hablar mal de los demás».

Suspendido en la Liga de Campeones

Volviendo a sus quejas contra el arbitraje, el jugador ya se rebeló contra el VAR en la eliminación del PSG contra el Manchester United (3-1) en los octavos de final de la Champions League de la temporada 2018/2019.

Las declaraciones del delantero en contra de la concesión de un penalti en el tiempo de descuento contra el equipo francés le valieron una suspensión de tres partidos de la competición tras el procedimiento abierto por la Uefa.