El amigo que acompañó a Robinho en la protesta fue nombrado en la investigación por violación

Noticias

Fabio Galán, el amigo de Robinho que aparece en una foto que se hizo viral esta semana, fue nombrado en la investigación que llevó a la condena del brasileño en Italia por el delito de violación contra una joven albanesa en 2013. En ese momento, Galán estaba en Europa para ayudar en la preparación física de Robinho, que jugaba en el Milán.

La policía y la fiscalía italiana intentaron localizar al amigo de Robinho para que aportara aclaraciones en la investigación, pero Galán regresó a Brasil antes de poder encontrarlo. Por eso, en un documento en el que el Tribunal de Milo programó una de las audiencias del caso, en 2016, el nombre de Galán aparece junto a la expresión «no se encuentra», al igual que otros brasileños implicados en el caso. Al no poder ser nombrado, acabó sin ser procesado.

En la imagen, Galán aparece sosteniendo un cartel en el que pide la «intervención federal», una expresión que suelen utilizar los partidarios del presidente Jair Bolsonaro. Ayer se buscó a Galán para que comentara la foto, pero prefirió no conceder una entrevista a UOL Esporte. Cuando se le preguntó por la investigación de la violación en Italia, bloqueó la denuncia en WhatsApp.

Implicación en el caso de violación

Según la declaración de la mujer albanesa ante la policía italiana, Galán estaba en el grupo de amigos de Robinho que la violó el día de su 23 cumpleaños, el 21 de enero de 2013, en una discoteca de Milo. En la sentencia de primera instancia, la jueza Mariolina Panasiti resumió el testimonio de la víctima y señaló que ésta dijo haberle practicado sexo oral a Galán cuando no estaba en condiciones de reaccionar.

En el siguiente extracto, traducido libremente de la sentencia, se han omitido los nombres de la víctima y de los otros amigos de Robinho que estaban allí esa noche. En total, seis hombres son mencionados durante las investigaciones como presuntos agresores. Sólo dos, Robinho y Ricardo Falco, fueron condenados, ya que los demás abandonaron Italia antes de ser localizados por los investigadores.

«Ella (la víctima) añadió que se encontró rodeada de estos hombres y reiteró que escuchó a Robinho pedirle (a uno de sus amigos) un condón, precisando así que al principio sólo había [esse amigo] y Robinho. Luego llegaron (otros amigos) y Fabio Galán. El moa […] recordó la relación oral con Galán y (otro amigo)», dice el relato que aparece en la sentencia publicada el 23 de noviembre de 2017, documento al que tuvo acceso UOL Esporte.

El hecho de que estuviera con el grupo aquella noche y que se le acusara de mantener relaciones sexuales con la víctima hizo que Galán estuviera entre los brasileños investigados por la policía y el Ministerio Público en el caso.

Además del testimonio de la víctima y de los testigos, la investigación tuvo en cuenta las interceptaciones telefónicas autorizadas por el tribunal, en las que Robinho y sus amigos aparecen comentando la agresión a la víctima. En una de las llamadas grabadas entre Robinho y Galán, el jugador afirma que Galán no mantuvo relaciones sexuales con la víctima debido a una disfunción eréctil.

Dijo Robinho a Galán: «Llamé (a uno de los amigos) y me preguntó si alguien se había corrido dentro de la chica y se quedó embarazada, le dije que no lo sabía porque recuerdo que tú y yo no tuvimos sexo con ella porque su p… No subió, fue suave… el problema fue que la chica dijo que (otros amigos) la habían pillado fuera.

Amistad de muchos años

Galán fue amigo de la infancia de Robinho y ha trabajado como asesor y preparador físico en Brasil y Europa. Hoy también es empresario y tiene un quiosco en la playa de Santos.

Solicitud de extradición

El fiscal brasileño denegó ayer la solicitud de extradición de Robinho presentada por el gobierno italiano. El gobierno italiano pedirá ahora que su condena se cumpla en Brasil. Robinho tampoco ha respondido a los intentos de contacto. Alexander Gutierres, su abogado defensor en Italia, dijo que no podía hacer comentarios.